La sensibilidad de la Guardia Civil provoca el rescate de un perro atrapado en el interior de una balsa de riego en el paraje “Cañada de Pedro Díaz” de Tabernas

0
261
La Guardia Civil localiza al animal tras recibir aviso de un ciudadano, que informó a los agentes que el perro llevaba varios días en el interior de una balsa profunda. El animal, de raza Pastor Alemán, se encontraba tumbado y exhausto, presentando claros signos de agotamiento. Debido al material resbaladizo de la balsa, el animal tuvo que ser rescatado por los agentes e izado mediante una cuerda.
La Guardia Civil localiza al animal tras recibir aviso de un ciudadano, que informó a los agentes que el perro llevaba varios días en el interior de una balsa profunda. El animal, de raza Pastor Alemán, se encontraba tumbado y exhausto, presentando claros signos de agotamiento. Debido al material resbaladizo de la balsa, el animal tuvo que ser rescatado por los agentes e izado mediante una cuerda.

En la mañana del pasado día 23 de mayo, agentes de La Guardia Civil reciben aviso de un ciudadano de Tabernas,  informando que en el  “Paraje Cañada de Pedro Diaz” había un perro de raza  Pastor Alemán, en el interior de una balsa de plástico para riego y que llevaba varios días sin poder salir.

 

Trasladados los agentes de la Guardia Civil al lugar observan como efectivamente, en el fondo de una balsa profunda pero que cuenta con poca agua, se encuentra un perro tumbado, con el pelo mojado y embarrado y con claros signos de agotamiento.

 

Los agentes de la Guardia Civil estudian las posibilidades de rescate del can, ya que a su requerimiento, el animal se resbala, jadea y no tiene fuerza suficiente para poder alcanzar una zona segura, por lo que los agentes optan, por rescatar al can con cuerdas o cabos.

 

Con la ayuda material proporcionada por un vecino de la zona, deciden cortar la valla metálica  y descender con una cuerda hasta donde se encuentra el animal; así mientras que uno de los agentes asegura la cuerda en la zona superior, el otro componente se desliza hasta el fondo de la balsa.

 

Debido a la elevada agitación que presentaba el perro, el agente procede a capturarlo, enlazarlo con la cuerda e izarlo hasta el exterior de la balsa, consiguiendo salvarlo de lo que hubiese sido una muerte segura,  debido a su estado de agotamiento, deshidratación y por las elevadas temperaturas a las que estuvo expuesto durante varios días.

La Guardia Civil localiza al animal tras recibir aviso de un ciudadano, que informó a los agentes que el perro llevaba varios días en el interior de una balsa profunda. El animal, de raza Pastor Alemán, se encontraba tumbado y exhausto, presentando claros signos de agotamiento. Debido al material resbaladizo de la balsa, el animal tuvo que ser rescatado por los agentes e izado mediante una cuerda.
La Guardia Civil localiza al animal tras recibir aviso de un ciudadano, que informó a los agentes que el perro llevaba varios días en el interior de una balsa profunda. El animal, de raza Pastor Alemán, se encontraba tumbado y exhausto, presentando claros signos de agotamiento. Debido al material resbaladizo de la balsa, el animal tuvo que ser rescatado por los agentes e izado mediante una cuerda.

Una vez finalizado el dispositivo y rescate del animal, el mismo es entregado a la protectora de animales “Refugio Patán” de la localidad de Zurgena, al carecer el mismo de identificación microchip.  Así mismo se acota y señaliza la zona convenientemente a fin de imposibilitar el acceso y la caída de personas y/o animales.

 

Dejar respuesta