La Guardia Civil esclarece un crimen ocurrido hace 13 años donde falleció una pareja de ancianos en su domicilio de Chiclana de la Frontera

0

En la operación han sido detenidas 4 personas como supuestos autores de los asesinatos conocidos como “El crimen del churrero” ocurridos en el año 2004.

 

Los investigadores se han desplazado a Francia y Austria mediante Comisiones Rogatorias Internacionales coordinadas por la Fiscalía de Cooperación Internacional General del Estado para detener a dos de los autores de los asesinatos.

 

Los detenidos pertenecían a una organización criminal itinerante de origen Balcánico que durante más de 15 años ha operado en varios países europeos.

 

 

La Guardia Civil, en el marco de operación “ALGORITMO”, desarrollada en la provincia de Cádiz, ha procedido a la detención de 4 personas como presuntos autores de un crimen ocurrido hace 13 años conocido como “el crimen del churrero”, donde falleció una pareja de ancianos, los cuales fueron asesinados mientras dormían en su domicilio de Chiclana de la Frontera (Cádiz).

 

Los detenidos pertenecían a una organización criminal itinerante de origen Balcánico que durante más de 15 años ha operado en varios países europeos. Dos de las detenciones se efectuaron en  Francia y Austria mediante Comisiones Rogatorias Internacionales coordinadas por la Fiscalía de Cooperación Internacional General del Estado.

 

El crimen del churrero

 

En la madrugada del 23 de septiembre de 2004, un grupo de 4 personas asaltaron una vivienda en Chiclana de la Frontera (Cádiz) con la intención de abrir la caja fuerte del inmueble y robar el dinero que pudiera haber. En el domicilio se encontraban durmiendo un matrimonio de avanzada edad, conocido él como “El churrero”.

 

Los asaltantes al ser sorprendidos por la pareja emplearon gran violencia sobre ellos, causándole la muerte inmediata al hombre y provocando  lesiones graves a la mujer la cual falleció meses después a consecuencia de la agresión. Como consecuencia de este asalto, los agentes pudieron constatar que los autores robaron se habían llevado unos 10.000 euros.

 

Tras el levantamiento del cadáver, la Guardia Civil procedió a realizar una inspección ocular en la que se recogieron numerosos vestigios que han resultado de sumo interés para la investigación, destacando un pequeño reguero de sangre que uno de los asaltantes dejó en el muro por el que accedieron a la vivienda.

 

Operación “ALGORITMO”

 

Tras 14 años de investigaciones y de seguir hasta 30 líneas de investigación, la Guardia Civil pudo constatar que los autores de los asesinatos pertenecían a una organización de origen balcánico dedicada al robo de viviendas y que pudo operar en aquella época en las provincias de Sevilla y Cádiz.

 

Esta organización estaba formada por unas 30 personas de la antigua ex Yugoslavia, con antecedentes violentos y con delitos cometidos en distintos países de Europa y en varias provincias españolas. Se trataba de una organización itinerante cuyos miembros lograban circular libremente por Europa mediante la utilización de distintas identidades. Cabe destacar, que a uno de los detenidos le constaban 13 identidades distintas sólo en nuestro país.

 

A través de un minucioso trabajo de investigación, los agentes obtuvieron un resultado positivo en ADN que situaba a uno de los investigados en la casa de las víctimas, por lo que a partir de ese momento centraron toda la investigación en esta persona.

Tras la  localización, detención e ingreso en prisión a principios de 2016 en Sevilla de A.S. de 41 años de edad y natural de Skopje, (Macedonia), la Guardia Civil localizó a otros de los autores, E.B., de 58 años de edad y natural de Orasje, Bosnia Herzegobina, por lo que se procedió a su detención en Sevilla en mayo del pasado año.

 

Fruto de estas detenciones, los agentes identificaron a otros dos de  los integrantes del grupo que cometieron el asalto, S.S. de 30 años de edad, natural de Macedonia, menor de edad en el momento de los hechos, y que en la actualidad se encuentra cumpliendo condena en Nantes (Francia) por hechos de similar naturaleza y Z.B. de 38 años de edad y natural de Kosovo, el cual se encontraba cumpliendo condena en Austria en el momento de solicitar su extradición a España.

 

Cabe destacar que Z.B, antes de formalizar su extradición protagonizó una fuga de la prisión donde estaba recluido ocultándose en numerosos países europeos. Asimismo, esta persona  llegó a utilizar 13 identidades diferentes para no ser descubierto. Tras su nuevo ingreso en prisión fue extraditado a España.

Dejar respuesta