La Guardia Civil de Sorbas detiene a un rabote que ya era conocido por un robo con fuerza en interior de vivienda y un delito de daños

0
111

El autor de los hechos fue descubierto in fraganti saltando desde el domicilio donde acababa de cometer el presunto delito.

 

Los agentes de la Guardia Civil consiguen averiguar la identidad del posible autor de los hechos, una persona conocida por la Guardia Civil al contar con antecedentes por hechos similares.

 

El pasado día 4, agentes de la Guardia Civil del Puesto de Sorbas (Almería), proceden a la detención de J. R. R., de 28 años, vecino de la localidad de Cuevas de Almanzora (Almería), como presunto autor de un delito de robo con fuerza en las cosas, en grado de tentativa y un delito de daños en la vivienda.

La detención se engloba dentro de las actividades de prevención que la Guardia Civil lleva a cabo en la Comarca del Levante Almeriense, con el fin de evitar robos y daños en viviendas y propiedades privadas.

La Guardia Civil inicia la investigación tras la denuncia presentada el pasado día 13 de octubre en el Puesto de Sorbas (Almería), por un supuesto delito de robo con fuerza en las cosas en vivienda, en grado de tentativa, y un delito de daños en la vivienda.

La víctima relata a los agentes de la Guardia Civil cómo en la madrugada del día 12 del pasado mes de octubre se encontraba durmiendo en su domicilio cuando escuchó cómo se rompía el cristal de una ventana, lo que le hizo saltar de la cama y dirigirse hacia las escaleras de su vivienda, momento en el que ve un pequeño resplandor de luz, como de un móvil, y asustado sale a la calle para pedir ayuda a los vecinos.

Ya en la calle, y en compañía de dos vecinos, se acercan a la ventana rota, observando a lo lejos a una persona alejarse del lugar corriendo, al parecer sin nada en las manos, ya que al verse sorprendido por el morador de la vivienda, no le da tiempo a sustraer nada de valor de la vivienda.

Los agentes de la Guardia Civil realizan la inspección ocular del domicilio, a la vez que mantienen distintas entrevistas con los testigos de donde obtienen importante información, la cual hace a los agentes centrarse en una sola vía de investigación relacionada con las personas conocidas de la localidad.

Así las cosas, la Guardia Civil  consigue situar finalmente a J. R. R.,  como el posible autor de un delito de robo con fuerza en las cosas, en grado de tentativa, y un delito de daños en la vivienda, al cual le constan antecedentes por hechos de similares características.

Las diligencias instruidas por la Guardia Civil fueron entregadas, junto con el detenido, en el Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Almería.

Dejar respuesta