El IEA rescata en una conferencia – recital la figura de Trinidad de La Cámara

0

La Diputación Provincial de Almería ha rendido homenaje a una de las artistas más ‘adelantadas a su tiempo’ la polifacética Trinidad de la Cámara, musa y esposa de Jesús de Perceval, padre e impulsor del movimiento indaliano.

 

Trinidad de la Cámara Montilla destacó por ser una dibujante sensible y una artista polifacética que compaginó a lo largo de su vida la poesía y la literatura con la pintura. En 1941 obtuvo la medalla de oro de la Asociación de la Prensa de Granada, existiendo una muestra de su poesía en el libro Presencia (Almería 1996).

 

Poetisa, ilustradora y artista plástica, la vida y la obra de Trinidad de la Cámara ha centrado una nueva velada cultural en la sede del Instituto de Estudios Almerienses. Su responsible, Francisco Alonso, ha explicado sobre esta artista que “aunque nacio en Granada, Trinidad de la Cámara vivio casi toda su vida en Almería. Además de ser la mujer de Perceval, fue una gran artista que desarrolló diferentes disciplinas artísticas con gran calidad como la literatura y la pintura de la que se conservan obras de gran valor artísticos que sin duda, han sido todo un referente en su tiempo y años después”.

 

Por su parte, una de las coordinadoras de la actividad, María Dolores García de Madariaga y encargada de ofrecer la conferencia central sobre su obra poética, ha puesto de manifiesto que “además de ser una mujer muy culta de sensibilidad exquisita y dotada para el arte, Trinidad de la Cámara quiso dejar parte de su vida impresa en sus obras. Tanto en sus trabajos pictóricos como en su obra poética, se asoman capítulos de su vida, alegres y tristes, pero que juntos conforman el gran legado artístico que a día de hoy permanece entre nosotros”.

 

Al finalizar la conferencia central, los participantes pudieron disfrutar de un recital a cargo del dúo de violín y violonchelo formado por los profesores del Real Conservatorio Profesional de Música de Almería, Salvador Esteve y Javier Salinas. Sin duda, un broche único para una actividad que ha acercado un poco más a los almerienses, el legado cultural y artístico de la provincia a través de una de sus figuras más destacadas, la artista Trinidad de la Cámara.

 

Dejar respuesta