La secretaria general del PSOE de Andalucía plantea que los grupos políticos empiecen a trabajar la próxima semana en la Cámara en medidas consensuadas para la recuperación de la comunidad y ofrece apoyo socialista a la modificación del Presupuesto de la Junta imprescindible ante las urgencias surgidas del coronavirus.

La secretaria general del PSOE andaluz, Susana Díaz, ha propuesto al Gobierno de la Junta la urgente constitución y puesta en marcha de una mesa parlamentaria para la reconstrucción social y económica de Andalucía ante la pandemia de coronavirus, con el objetivo de abordar “un diálogo sincero, sereno, comprometido y que ponga el interés de los andaluces y andaluzas por delante de cualquier interés particular e individual”, implicando a los ayuntamientos como administraciones más cercanas a la ciudadanía. La líder socialista andaluza ha planteado que este órgano parlamentario empiece a trabajar la próxima semana en la Cámara autonómica en medidas consensuadas ante la crisis, con participación de todos los grupos políticos con representación.

 

En rueda de prensa vía telemática, Susana Díaz ha dedicado sus primeras palabras a mostrar la gratitud del PSOE de Andalucía hacia el personal sanitario, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, plantillas municipales y trabajadores y trabajadoras de servicios esenciales, desde el transporte hasta el campo, la pesca y la alimentación, que están combatiendo y esforzándose al máximo en primera línea ante el coronavirus. Ha compartido y manifestado el pesar del socialismo andaluz ante los “días duros” de sufrimiento ciudadano debido a la pandemia, apoyando a los afectados y a toda la población en general que soporta el confinamiento por el estado de alarma que aún se mantiene.

 

Díaz ha defendido que, en estos momentos de la crisis, la “primera batalla” sigue siendo “la de la salud y de preservar vidas, y después vendrá una batalla durísima para reconstruir nuestra economía y garantizar el bienestar de la gente”. Para la secretaria general del PSOE andaluz, el hecho de que este virus global “no entiende de raza, fronteras ni clases sociales nos hace que pensemos que a partir de ahora las cosas no serán como antes y que debemos procurar que los cambios sean a mejor y que la sociedad que surja de la pandemia sea mejor”, por lo que ha confiado en que todas y todos “aprendamos que, cuando las amenazas son comunes, las respuestas deben ser comunes”.

 

Unidad por una sociedad mejor

Ha respaldado que el Gobierno de Pedro Sánchez en España ha entendido que la salida a la pandemia global del coronavirus debe servir para “fortalecer nuestro compromiso con los más débiles y que, de esta crisis, salgamos como una sociedad fortalecida, justa y comprometida”. “Debemos caminar hacia modelos de liderazgo diferentes en los que lo público se preserve, lo común y lo colectivo tenga más valor que lo particular e individual”, ha defendido Díaz, y ha reivindicado que ahora debe tenerse en cuenta “el sesgo de expertos en las decisiones políticas”.

 

“Sin la unión el futuro no será próspero”, ha incidido Susana Díaz, que ha enmarcado en este contexto la propuesta socialista de una mesa parlamentaria para la reconstrucción andaluza que ofrezca “acuerdos factibles a la gente”, que demuestre “a la ciudadanía que sabemos qué necesita esta tierra” ante el desafío de una crisis global sin precedentes y que aborde, debata y consensúe medidas útiles y efectivas.

 

Ha señalado que “nos habría gustado” iniciar este trabajo mañana mismo en Pleno del Parlamento para “empezar a aprobar medidas”, pero no será posible por la decisión de los grupos que respaldan a Moreno Bonilla en el Gobierno de la Junta han optado por limitar la cita a una reunión de la Diputación Permanente. Aun así, Susana Díaz ha puesto sobre la mesa diez grandes propuestas que pueden iniciar la negociación política y social de iniciativas concretas para afrontar la crisis en la comunidad.

 

La secretaria general del PSOE andaluz ha incidido en la propuesta socialista formulada “hace más de un mes” y que el Gobierno de la Junta ha anunciado ahora de reprogramar fondos europeos para afrontar con financiación la crisis sanitaria, económica, laboral y social causada por el Covid-19, y ha dado un paso más defendiendo que “el mejor instrumento de un gobierno” para adoptar medidas “es su presupuesto”. “Hoy hace falta modificar el Presupuesto pensando en los andaluces y andaluzas y tendemos la mano al Gobierno andaluz y a su presidente para negociar y aprobar esa modificación presupuestaria teniendo en cuenta las necesidades de los andaluces y andaluzas de blindar la sanidad pública, fortalecer la educación pública atendiendo sobre todo a los colectivos vulnerables y a superar la brecha digital, atender a la investigación pública y a la protección de las personas, unido a una recuperación económica que debe ser justa y asegurar el empleo”.

 

Susana Díaz ha planteado como segunda prioridad el diseño y puesta en marcha de un plan de choque de empleo en Andalucía ante la destrucción de puestos de trabajo “muy superior a la media de España” registrada en marzo en la comunidad y con iniciativas que “complementen” a las ya adoptadas por el Gobierno central para todo el país.

 

Ha reclamado un plan específico de turismo ante la “especial saña” con que la crisis global motivada por la pandemia está castigando a un sector que representa el 12% del Producto Interior Bruto (PIB) y el 13% del empleo en la comunidad, subrayando la necesidad de contar en este programa especial con representantes del empresariado, las y los trabajadores, las pymes y las microempresas de este ámbito productivo. “Nos consta que a nivel nacional se está negociando un acuerdo nacional entre el Gobierno, la patronal y los sindicatos y creemos que debe haber una planificación al detalle” teniendo en cuenta las situaciones particulares de la costa y el interior andaluces, según ha expuesto.

 

Para Díaz, “es el momento de los ayuntamientos” y ha subrayado que “saldremos más fuertes” contando con las entidades locales como “protagonistas en primera línea institucional” y administraciones más cercanas a la ciudadanía. En este sentido, ha reivindicado una “Patrica social” con fondos para que los consistorios puedan atender con agilidad a las familias más vulnerables en sus municipios, cubriendo desde sus necesidades alimentarias hasta de suministros básicos y servicios sociales comunitarios.

 

Ha planteado desde que el Gobierno de la Junta aporte con recursos propios un complemento a las prestaciones de los miles de trabajadoras y trabajadores afectados por expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) en empresas andaluzas. Igualmente, ha considerado “insuficiente” los 300 euros de ayuda autonómica para autónomos, a la que, además, sólo se pueden acoger quienes no acceden a la ayuda estatal, por lo que ha insistido en la necesidad de que el Ejecutivo de Moreno Bonilla apoye a los trabajadores andaluces por cuenta propia con un 30% de la prestación diseñada, como se hace ya en otros territorios.

 

Susana Díaz ha defendido la propuesta socialista de reconocer el tremendo esfuerzo del personal sanitario en la lucha contra el coronavirus con un complemento salarial en concepto de productividad y peligrosidad, que alcance a los 100.000 profesionales de la sanidad andaluza. Ha reivindicado el mismo complemento salarial para las cuidadoras del servicio de ayuda a domicilio, que también están dando todo en esta “emergencia social” por las personas mayores y dependientes, las más vulnerables ante el virus.

 

Mascarillas con cada tarjeta sanitaria andaluza

En el ámbito de la salud, ha reclamado al Gobierno andaluz más seguridad para los andaluces y andaluzas ante la progresiva desescalada que se avecina y la recuperación paulatina de la actividad contando con la tarjeta sanitaria, que se implantó de manera pionera en la comunidad y funciona con eficacia y que, según ha afirmado, se puede usar para la distribución de material de protección personal como mascarillas, de manera similar que ya están haciendo territorios como Cataluña o la Comunidad Valenciana.

 

La dirigente socialista ha planteado que el sistema educativo “tiene que responder” a la brecha digital y social que ha evidenciado el Covid-19, reclamando que la Junta responda “con planificación: no se conoce aún el desafío futuro de la enseñanza ni cuál será el desarrollo de la pandemia, así que pedimos ya que se pongan medidas sobre la mesa para que las niñas y niños más vulnerables no sean carne de cañón, con todas las herramientas y soluciones posibles para una comunidad educativa de casi dos millones de personas en Andalucía”.

 

“Es tiempo de construir y no de destruir, de grandes acuerdos y de consenso, de política en positivo, útil y que cambie la vida de gente a mejor”, ha afirmado Susana Díaz, solicitando además que todo merecido homenaje a las víctimas del coronavirus se aborde y celebre de manera homogénea y acordada en todo el país. Para afrontar la pandemia y sus consecuencias a todos los niveles, la secretaria general ha subrayado que “vamos a poner todo el compromiso de PSOE andaluz, del Grupo Parlamentario Socialista, de los alcaldes, alcaldesas y concejales y de toda la organización en lo más importante, el bien de Andalucía, el bienestar de su gente y la garantía de que de esta crisis saldremos con un futuro mejor”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here