Desde la provincia de Málaga, la candidata a Primarias advierte que “saldremos del COVID, pero habrá que inmunizar contra el virus del fascismo con la vacuna de la educación para que nuestros niños y jóvenes conozcan nuestro pasado reciente en las escuelas”
La candidata a Primarias, Susana Díaz, ha defendido “un municipalismo que reconozca la ‘mayoría de edad’ de los ayuntamientos con más recursos y capacidad de decisión”. Díaz ha celebrado un encuentro en la plaza del emigrante de Arriate (Málaga), junto al alcalde Francisco Javier Anet y un centenar de militantes, y ha cerrado la jornada en Cuevas del Becerro (Málaga) acompañada por Joaquín Esquina y Noelia Ponce, secretario general y portavoz municipal de Cuevas, respectivamente.

La líder socialista ha puesto en valor los logros de los gobiernos socialistas en la Junta, como el hospital de Ronda, “ejemplo de buen hacer de nuestro gobierno”. Es por ello que ha hecho hincapié en que “necesitamos un proyecto nítidamente de izquierda para blindar nuestros servicios públicos, garantizar la suficiencia financiera y la cobertura digital, apostar por almacenar energía y crear bolsas públicas y crear una industria verde”, entre otros proyectos.

“Moreno Bonilla ya no hablará de adelanto electoral a partir del 13 de junio, porque sabe que le ganaremos y porque además tiene a Vox aporreándole la puerta y queriendo pisar moqueta una vez que Ciudadanos está aniquilado”, prosiguió.

Susana Díaz ha recordado que “en Andalucía decidiremos los hombres y mujeres socialistas de aquí, porque no somos una sucursal”, a la vez que ha reiterado que “ganamos por 7 u 8 puntos al PP, ganamos bien, y quien no lo diga así es que está blanqueando el acuerdo de PP y Ciudadanos con la ultraderecha”.

La candidata ha insistido en que “vengo con una libertad que no he tenido nunca. Vivo y siento como una socialista” y ha prometido que “vais a volver a celebrar que gobernamos en Andalucía porque para esto me presento a este proceso”. Díaz se ha mostrado convencida de que “recuperaremos el Gobierno para devolverle la voz a quienes este gobierno de derechas se la ha quitado, a las trabajadoras de Ayuda a domicilio, a los docentes, sanitarios, autónomos, empresarios o feriantes. Cuando tanta es invisible para un gobierno inhumano, más motivos tenemos los socialistas para recuperar el gobierno”.

En este sentido se ha proclamado “rebelde”, porque “siempre me he rebelado ante lo que creo injusto, y socialista porque sigo manteniendo los mismos valores”.

“En la mochila solo traigo la defensa de la autonomía de Andalucía. Y trabajaré sin descanso hasta desalojar a la derecha de la Junta: eso es lo que me queda por delante”, subrayó. “Quiero ser una buena presidenta y una buena secretaria general, que rinda cuenta ante los militantes”, añadió la candidata.
Susana Díaz ha defendido un proyecto netamente municipalista. “Los ayuntamientos son mayores de edad y no tienen que estar tutelados todo el día”, ha aseverado, para señalar a continuación que son necesarios recursos de los fondos Next Generation “a partes iguales y un tercio debe ir para que lo gestionen los ayuntamientos, porque si no no les llegará. E igual con los planes de empleo, los planes de infraestructuras rurales, y con una Consejería contra la despoblación”. En definitiva, “políticas y empoderamiento para los pueblos rurales”. Díaz ha asegurado que muy pronto “volveremos a gobernar juntos y juntas y superaremos el COVID, pero quedará otro virus que hay que inmunizar: el fascismo. Y hay que hacerlo en las escuelas con educación para que nuestros niños y jóvenes conozcan nuestra historia reciente”, concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here