Aunque Mojácar no pudo celebrar  su Indalo de la Flores al igual que otros años, los alumnos del I.E.S. Rey Alabez, han continuado con la tradición y desde sus casas han elaborado sus peculiares Indalos de Flores y han creado un  vídeo donde se muestran sus trabajos.

            Con el proyecto ya en marcha antes del confinamiento, la profesora de dibujo, Lucrecia Parra y sus alumnos, readaptaron su idea inicial al confinamiento. El resultado ha sido una demostración de imaginación, arte y un importante esfuerzo de los alumnos y de la familia, implicados todos en mantener una fiesta y una idea que ya tenía su lugar en el calendario festivo de Mojácar.

            Al no poder sacar los indalos a la calle, los alumnos tenían que recrear en sus casas  y a escala, un rincón típico de Mojácar con su correspondiente indalo de flores.

            Todos han participado y 140 trabajos, elaborados por jóvenes entre 12 y 16 años,  han sido la muestra del buen hacer y el talento artístico de los jóvenes mojaqueros. Las obras tenían que hacerse con material reciclado, no sólo por la imposibilidad de comprar material, también  por la política de la escuela de inculcar a los alumnos el respeto al medio ambiente y la cultura del reciclaje como una educación basada en el respeto a los recursos.

            Según señala su coordinadora y profesora, Lucrecia Parra, este proyecto, al comenzarse  en las primeras semanas de confinamiento, ha servido también para animar a alumnos y a sus familias en los primeros momentos de permanencia en casa.

            Tanto los alumnos del I.E.S Rey Alavez como del Colegio Público Bartolomé Flores han tenido que adaptarse a una nueva rutina escolar con la educación a distancia. Las nuevas tecnologías han entrado de lleno en las aulas mojaqueras, precipitando futuros planes docentes, tal y como señala Francisco Baraza, Director del Colegio Público Bartolomé Flores.

            Aunque el Ayuntamiento de Mojácar, a través de la Policía Local y Protección Civil junto a la Concejal de Educación, han repartido todo el material que los alumnos habían dejado en las aulas para continuar con los trabajos escolares, al final se han impuesto las diferentes plataformas digitales para la continuidad del curso. Un curso que concluirá, probablemente, dentro del domicilio de los alumnos.

            Un esfuerzo para profesores, en el que coinciden la directora del IES de Mojácar y el director del CP Bartolomé Flores, ya que supone nuevos retos y metodologías para la comunidad educativa, principalmente teniendo en consideración que en las escuelas de Mojácar conviven hasta 28 nacionalidades diferentes con distintos niveles de comprensión del propio idioma.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here