El mago y escapista Alfred Cobami ha logrado finalmente superar en El Ejido el récord mundial en permanencia en hielo, situando el marcador en 5 horas 22 minutos y 12 segundos.

Sin duda, toda una proeza que lo convierten en la primera persona, que se tenga constancia, que más tiempo ha estado sumergido a diez grados bajo cero. Un hecho que se ha producido en el marco del acto inaugural de la 41 edición del Festival de Teatro.

Cobami ha estado en todo momento asistido por personal sanitario de Protección Civil que ha comprobado cada 20 minutos sus constantes vitales, sin que se hayan registrado a lo largo de la tarde-noche variaciones significativas.

La concejala de Cultura, Julia Ibáñez, que ha acompañado al mago durante buena parte de la jornada, ha mostrado “su satisfacción por este hecho que, como no podía ser de otra forma, comportaba un gran riesgo para su salud del artista; pero que, finalmente, se ha saldado sin incidentes”.

Ibáñez ha agradecido a Cobami que “haya escogido nuestro Festival para superar la marca mundial” y ha destacado “la gran expectación que ha causado este número, ya que han sido cientos las personas que durante el tiempo que el mago ha permanecido inmovilizado en el sarcófago, han desfilado por el hall del Ayuntamiento para animarle en su peripecia y desearle suerte”.

Recordar que, en todo momento, se ha podido ir comprobando el tiempo de permanencia en una pantalla y reloj colocados en el mismo emplazamiento. Además, éste ha estado en acompañado de un fedatario que ha certificado el correcto desarrollo del desafío y el record.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable PERIODICOS ALTERNATIVOS DE ALMERIA SL .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios Profesional Hosting.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.