El presidente ha informado en Málaga de que serán ocho los vehículos
que recorrerán las provincias andaluzas, con siete profesionales en
cada uno, durante al menos seis meses
Con una inversión de 5,5 millones de euros, ha asegurado que estas
unidades se aprovecharán para administrar la vacuna contra el
coronavirus cuando ésta esté disponible

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha dado a conocer este
viernes en Málaga las unidades móviles para cribados masivos que recorrerán todas
las provincias andaluzas a partir del lunes y en un plazo estimado de seis meses. En
total, serán ocho vehículos y cada uno tiene la capacidad de realizar unas 700 pruebas
diarias, por lo que, se calcula que entre todos se puedan alcanzar más de 5.000 al
día.

Se trata de test de antígenos con una fiabilidad superior al 95% y cuyo resultado se
podrá dar en apenas quince minutos. De hecho, según ha señalado, se comunicará a
los usuarios los casos positivos de manera inmediata, junto a las recomendaciones
pertinentes. “Estas unidades nos permiten dar una respuesta más cercana y ser más
operativos, adquiriendo un conocimiento epidemiológico más real y exacto para la
toma de decisiones”, ha aseverado.
Durante la presentación de las unidades, en la que también han estado presentes el
consejero de Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo; el
consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, y la delegada del Gobierno de la Junta
de Andalucía en Málaga, Patricia Navarro, entre otras autoridades, Moreno ha
explicado que en cada unidad trabajará un equipo de siete profesionales –1
coordinador, 2 administrativos para la identificación de los usuarios, 2 enfermeros y 2
técnicos de laboratorio–. Además, se garantiza la seguridad en todo momento,
contando con un circuito de entrada y salida diferenciado y la necesaria separación
en cada box.
Por otro lado, ha declarado que será la Dirección General de Salud Pública la que
determine los lugares que se cubrirán por esta vía, siendo de apoyo a los centros ya
establecidos para poder realizar cribados masivos. Asimismo, ha subrayado que, con
una inversión que ronda los 5,5 millones, la intención es aprovechar esta
infraestructura móvil para, más adelante, poder administrar también la vacuna contra el coronavirus. “Con estas unidades quitamos presión a la Atención Primaria, que será
una vez más protagonista cuando tengamos la vacuna contra el coronavirus. Estos
vehículos permitirán que esa vacunación llegue a más rincones, más rápido y
podamos dar una respuesta más eficiente”, ha seguido.
En este punto, ha manifestado que el Gobierno de andaluz está haciendo un esfuerzo
muy importante para tratar de contener el virus y conocer su evolución. Tanto es así
que, a fecha de 20 de noviembre la cifra de pruebas realizadas alcanzaba las
2.337.345. Esto significa que entre septiembre y noviembre se han hecho 1.642.233,
entre PCR y test de antígenos. Moreno, en su intervención, ha aclarado que, del total
de pruebas desarrolladas, no llega al 8% las que se están practicando en el sector
privado. De este modo, ha destacado que el SAS está dando una respuesta ágil,
segura y gratuita a cada uno de los ciudadanos de Andalucía.
Igualmente, ha asegurado que el Gobierno andaluz no va a escatimar en recursos
disponibles a medida que el virus vaya mostrando sus distintas caras, “atacando todos
sus flancos”. Por este motivo, se ha ampliado la cobertura de la vacuna frente al
neumococo, a través de una partida de 21 millones de euros, para las personas entre
60 y 69 años (hasta ahora, en Andalucía se vacunaba sólo a los mayores de 65 años).
Con este cambio, la vacuna alcanzará a un total de 925.000 personas que, restando
las que ya la tienen administrada, faltan por vacunar 643.844 andaluces. “Hemos
hecho una campaña masiva de la gripe, que ha batido récord puesto que nunca se
había hecho así en Andalucía. Nuestro deseo es que, si un ciudadano se contagia de
coronavirus, tenga el menor impacto gracias a la vacuna antigripal y contra el
neumococo”, ha continuado.
Por último, Moreno, que también estuvo acompañado del alcalde de Málaga,
Francisco de la Torre, y del presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado,
ha insistido en que todos los ciudadanos deben concienciarse. “Hemos doblegado la
segunda ola de la pandemia, aunque nos gustaría que el ritmo de bajada fuese más
intenso. Tenemos que hacer un esfuerzo entre todos para salvar el mayor número de
vidas y para empezar a recuperar espacios de libertad, movilidad, espacios sociales
y económicos. Todo lo que hagamos a partir del 10 de diciembre será pensando en
evitar la tercera ola. Ese es el objetivo que nos hemos marcado”, ha concluido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here