La portavoz de Educación del Grupo Parlamentario Socialista, Beatriz Rubiño, denuncia que la Junta llegó tarde al ampliar el programa extraordinario de refuerzo alimentario durante el confinamiento y ahora deja fuera a menores que tienen bonificado al cien por cien el comedor escolar y cuyas familias atraviesan dificultades.

El PSOE de Andalucía ha denunciado que el Gobierno de Moreno Bonilla abandona a miles de escolares en situación de vulnerabilidad en la comunidad dejándoles durante el confinamiento por el estado de alarma sin sus tres comidas diarias garantizadas. Así lo advierte la portavoz de Educación del Grupo Parlamentario Socialista, Beatriz Rubiño, quien ha criticado que la Junta “no sólo ha tardado cuatro semanas en dar respuesta al reparto de estas comidas a miles de alumnos y alumnas vulnerables, sino que ha dejado fuera del programa de reparto de alimentos a muchos menores que se encuentran igualmente en riesgo de exclusión”, concretamente niños y niñas que durante el curso escolar tienen bonificado el 100% del coste del comedor porque proceden de hogares vulnerables y que en estos momentos tienen dificultades para alimentar a sus hijas e hijos sin que la Administración autonómica les esté atendiendo durante la crisis.

 

Beatriz Rubiño ha censurado que el Gobierno de Moreno Bonilla “sacara pecho de su gestión anunciando a bombo y platillo que más de 10.000 niños y niñas se sumarían al reparto de comidas junto a los 18.000 menores del Plan de Refuerzo de la Alimentación Infantil” cuando, según ha explicado, en numerosos municipios “se han registrado quejas” de familias afectadas porque tras el anuncio de la Consejería de Educación “no se ha podido comunicar a través de la plataforma Séneca el listado de alumnas y alumnos que necesitan sumarse a este programa de reparto de comidas”.

 

Sin información a los centros de plazos de comunicación de casos

Ha concretado que el pasado 31 de marzo los centros educativos recibieron una comunicación por correo electrónico para recabar datos e información de estos menores que no forman parte del Plan de Alimentación Infantil y que se consideraban susceptibles de recibir las tres comidas durante el estado de alarma, aunque, según ha asegurado Rubiño, “en ningún momento se aludió a fecha límite alguna para enviar la documentación”. El problema es que a partir del 6 de abril “y a pesar de la diligencia de los equipos directivos de los colegios en recabar la información y cumplimentar los formularios, se encontraron con que el programa informático Séneca de la Consejería de Educación ya no les permitía incluir los datos de más niñas y niños susceptibles de recibir el refuerzo alimentario”, ha subrayado. El resultado es que las propias delegaciones territoriales han trasladado de forma verbal a los colegios interesados que el alumnado propuesto para ampliar el programa extraordinario de tres comidas queda excluido, “dejando fuera de este reparto de alimentos básicos a miles de alumnas y alumnos cuyas familias, ya en situación vulnerable antes de la pandemia, atraviesan serias dificultades económicas en estos momentos”, ha denunciado la representante regional socialista.

 

Beatriz Rubiño ha lamentado que Moreno Bonilla y su Gobierno en la Junta “otra vez deja en la cuneta a los sectores más desfavorecidos de nuestra comunidad, mientras pierde el tiempo y los recursos que son de todos y todas en autobombo y publirreportajes continuos”.

 

Desde el PSOE de Andalucía hemos insistido desde el comienzo de la crisis sanitaria que las niñas y niños andaluces representan uno de los colectivos más vulnerables y, según la portavoz parlamentaria de Educación, es “inadmisible que, primero, la Junta tardara más de una semana en proveer de las tres comidas diarias a los más de 18.000 escolares del Plan de Refuerzo de la Alimentación Infantil, y después, que hasta cuatro semanas más tarde no se incluyera a quienes tienen el 100% del servicio de comedor bonificado durante el curso escolar”.

 

Ha considerado “más grave aún” que ahora se excluya a otros muchos niños y niñas “sin motivo alguno, sin que desde la Consejería de Educación se den las explicaciones necesarias sobre las causas de dicha exclusión”. Beatriz Rubiño ha explicado que en la mayor parte de los casos son los ayuntamientos andaluces los que, con fondos y medios propios, están solventando una situación que “es responsabilidad de Moreno Bonilla”. Desde el PSOE andaluz, ha exigido “respuestas y medidas a la mayor brevedad posible para que esta situación, que afecta a una población vulnerable y en riesgo de exclusión, no se prolongue en el tiempo y se solvente con rapidez y eficacia”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here