• En el operativo se ha incautado más de 3 toneladas de hachís, 2 embarcaciones y 3.225 litros de gasolina
  • Se han detenido a 12 personas españoles y marroquíes por narcotráfico.

La Guardia Civil y la Policía Nacional han detenido a 12 personas integrantes de una organización criminal a los que se les imputa supuestos delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal.

Se tiene conocimiento de una organización que estaría introduciendo importantes partidas de hachís en la localidad almeriense de Balerma por lo que se despliega un dispositivo al objeto de tratar de detectar cualquier embarcación sospechosa que se aproxime a tierra con la intención de alijar.

Los componentes detectan una embarcación a muy baja velocidad hacía la zona de la playa. La embarcación es tipo semirrígida con tres motores por lo el operativo se concentra en la zona que tiene previsto desembarcar, allí se congregan un grupo de personas.

Una vez que toca tierra la embarcación el grupo de personas descarga rápidamente lo que pudieran ser fardos, en ese momento los componentes del dispositivo actúan. En el interior de una furgoneta que había en la playa los agentes localizan 50 fardos, 31 fardos en la arena y otros 21 flotando en el agua, junto a la orilla.

En total se intervienen 102 fardos que arrojan un peso aproximado de 3.060 kilogramos de hachís. Los agentes siguen buscando en la zona y encuentran además 129 garrafas de combustible de 25 litros que suman 3.225 litros de gasolina. En el alijo se detiene a una persona y se incauta la furgoneta donde pretendían transportar los fardos.

A raíz de esta intervención los agentes inician la Operación Castillo, para desmantelar el grupo criminal responsable del alijo de las tres toneladas de hachís.

En la investigación conocen los agentes que la organización estaba muy jerarquizada y compuesta por personas de origen magrebí y español. También averiguan que la organización disponía de embarcaciones semirrígidas y de recreo para introducir la droga. Unas veces llegaban a la playa con la embarcación semirrígida y otras veces la cargaban lejos de la costa en una recreativa para pasar desapercibidos.

Conocido el modus operandi de la organización y sus componentes, así como el papel que desempeñaba cada uno en la misma, los investigadores solicitan al Juzgado que entiende el caso registros en las localidades de Adra (Almería), Villa Seca y Mont Roig del camp(Tarragona),  Crevillente (Alicante) y en Lorca y Cartagena en (Murcia).

Finalmente, en la operación se detiene a 12 personas, se incauta 3.060 kilogramos de hachís, una furgoneta, dos turismos, una cabeza tractora, dos remolques y un semirremolque, así como dos embarcaciones una trimotora y una recreativa.

Con esta operación se ha desmantelado una importante organización criminal que introducía grandes partidas de hachís en el litoral almeriense, deteniéndose a sus componentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here