• El sindicato solicita al Ayuntamiento de Almería sostener las líneas de autobús incrementando la frecuencia, sobre todo, la 2, 8, 20, 30 y 31
  • Así se contribuye a minimizar la exposición en la calle de los usuarios y el ERTE en Surbús

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios, CSIF Almería,reclama al Ayuntamiento de Almería el mantenimiento de las líneas de transporte urbano para facilitar el desplazamiento de cientos de trabajadores en la capital. Según explica el sindicato, es necesario sostener y reforzar algunas de las líneas de autobús que trasladan a diario a muchos almerienses a su centro de trabajo.

Entre las líneas solicitadas destacan especialmente la 20, 30 y 31 que son las encargadas de transportar a los trabajadores al Hospital de El Toyo, a la coopertativa CASI y a Caparrós, además de llegar hasta el centro penitenciario de El Acebuche. Sin olvidar también las líneas 2 y 8 que llegan hasta Torrecárdenas o Bola Azul.

Asimismo, CSIF considera que es importante reforzar determinadas líneas de transporte para aumentar también su frecuencia, dado que, con la nueva normativa de limitación de pasajeros para respetar los espacios de seguridad, algunos trabajadores quedan fuera y tienen que esperar largos tiempos hasta que vuelva a pasar el siguiente autobús, llegando así tarde al trabajo y aumentando la exposición en la calle de estos usuarios con otros se suman hasta el próximo bus y, por tanto, incrementando las posibilidades de contagio.

Por otro lado, el sindicato solicita esta medida también pensando en minimizar el ERTE realizado a los más de 60 trabajadores de la plantilla de Surbús. “Creo que es momento de que, en este caso, el Ayuntamiento haga un pequeño esfuerzo más y contribuya a reducir la crisis que este ERTE está ocasionando al transporte almeriense, tanto a los propios trabajadores de la plantilla como a los cientos de trabajadores que escogen el transporte público para acudir a sus respectivos centros de trabajo”, ha explicado Juan Cabezas, presidente de CSIF Almería.

En resumen, “pensamos que la decisión del Consistorio de solicitar la reducción y propiciar el ERTE ha sido desacertada ya que no ha tenido en cuenta los efectos de la reducción de frecuencias y líneas y las consecuencias que produce en la población y en los propios trabajadores, mostrándose poco sensible con la situación y mirando más la parte económica”, ha puntualizado el presidente provincial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here