Según el coordinador provincial de Ciudadanos Almería, Rafael Burgos: “No entendemos qué tiene en contra de los agricultores almerienses el Gobierno del Partido Socialista y de Unidas Podemos para que les generen otro problema añadido a un sector que tanto necesita este recurso”     

 

“Reivindicamos la aportación íntegra del agua del trasvase Tajo-Segura para el levante almeriense”, con estas palabras, el coordinador provincial de Ciudadanos Almería, Rafael Burgos, ha rechazado la reducción del volumen de agua planteada por el Ministerio para la Transición Ecológica que pretende modificar la regla de explotación de dicho trasvase.

 

“No entendemos qué tiene en contra de los agricultores almerienses el Gobierno del Partido Socialista y de Unidas Podemos para que les generen otro problema añadido a un sector que tanto necesita de este recurso”, ha recriminado Rafael Burgos, quien ha reconocido al mismo tiempo, “la excelente optimización del agua que hacen los agricultores almerienses quienes se valen de la última tecnología”.

 

En una visita a la comarca del levante y acompañado por los ediles del grupo municipal de Ciudadanos Antas, Diego Castaño y Juani Soler, el líder provincial de la formación naranja ha detallado que el recorte previsto por el Ejecutivo de Pedro Sánchez, “supone una modificación de las reglas de explotación en una fase muy avanzada de la planificación hidrológica”, lo que a su juicio, también conlleva “la generación de inseguridad jurídica a todos los usuarios del trasvase, como la distribución de caudales entre regadío y abastecimiento”.

 

Desde Ciudadanos recuerdan que el trasvase Tajo-Segura permite un suministro de agua al levante almeriense con un volumen máximo anual de 15 hectómetros cúbicos anuales para regadío y hasta 9 hectómetros cúbicos para abastecimiento, permitiendo atender el consumo de agua para 130.000 personas, así como para una superficie regada de 23.000 hectáreas en la provincia de Almería. Según han trasladado desde la formación naranja, el Gobierno central ha presentado un Real Decreto que modifica la regla de explotación reduciendo el volumen a trasvasar en situación de nivel 2, desde los 38 hectómetros cúbicos al mes que se dan en la actualidad hasta los 27 hectómetros cúbicos al mes.

Por último, Rafael Burgos ha señalado que Andalucía ha planteado la paralización de esta modificación, al menos hasta que finalice el proceso de revisión del tercer ciclo de la planificación hidrológica de todas las demarcaciones hidrográficas implicadas (Tajo, Júcar, Segura y Cuencas Mediterráneas), que está prevista para principios de 2022. Para concluir, el coordinador de Ciudadanos en Almería ha apelado a la sensatez y coherencia al entender que la propuesta del Ministerio de Transición Ecológica, “pone en juego el abastecimiento de agua en una provincia con serios problemas históricos en este asunto”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here