Una sanidad a la vanguardia

0
140

Si hay algo de lo que estoy orgulloso, como andaluz, es de que, en nuestra tierra, la salud de todos vale exactamente lo mismo, seamos ricos o pobres. En Andalucía, cuando un ciudadano necesita ir al médico, nadie le mira la billetera: recibe la mejor atención sanitaria en igualdad de condiciones.

Cuando el ya extinto gobierno de PP se dedicó a recortar los recursos para la sanidad pública, beneficiando con ello a sus amigos de la privada, en Andalucía plantamos cara. En los años de los recortes, el Gobierno de Susana Díaz protegió con uñas y dientes la universalidad de la sanidad pública y, en cuanto la situación económica lo ha permitido, hemos vuelto a la senda inversora.

Ahí están, por ejemplo, las obras del Hospital Materno-Infantil, tan avanzadas que permitirán que esta infraestructura empiece a funcionar en 2019. En Torrecárdenas, también se está trabajando en la conexión con el futuro Materno-Infantil, la construcción de un nuevo edificio de consultas externas y la reforma de las urgencias, con una inversión de más de 43 millones de euros.

En cuanto al Hospital de Poniente, en los últimos meses se ha puesto en marcha el Hospital de Día Médico, lo que ha permitido, entre otras cosas, la dispensación de tratamientos ambulatorios de quimioterapia. Además, se ha creado una Unidad de Nefrología y nuevas consultas de Cirugía y se han ampliado las de Ginecología y Obstetricia y Pediatría.

La comarca se va a beneficiar, además, de un segundo Hospital del Poniente, que estará ubicado en Roquetas de Mar y que va a financiar íntegramente la Junta de Andalucía, con una inversión de más de 30 millones de euros.

En el Hospital de La Inmaculada, en Huércal-Overa, también se han realizado importantes mejoras, entre las que destacan la reciente ampliación de las consultas externas de Pediatría y la remodelación del Hospital de Día Médico. Además, el Gobierno andaluz va a destinar en los próximos meses cerca de 1,3 millones de euros a adquirir nuevos equipos diagnósticos.

Estas inversiones en los grandes hospitales de nuestra provincia se suman a la mejora y ampliación de la red de centros de Atención Primaria que se realiza continuamente, así como a la contratación de profesionales sanitarios. De hecho, antes de que finalice el año se habrá completado la contratación de 126 nuevos profesionales para incrementar las plantillas de los centros de salud de la provincia de Almería. Estas contrataciones se suman a la Oferta Pública de Empleo del Servicio Andaluz de Salud para 2018, que superará las 3.600 plazas.

Andalucía tiene los mejores profesionales sanitarios, unas infraestructuras de vanguardia y una amplia cartera de servicios. A esta cartera que envidian en otras comunidades autónomas se incorporó, por ejemplo, la pasada primavera, el sistema Flash para la monitorización de la glucosa, que evita a los pacientes diabéticos hasta diez pinchazos diarios. Desde entonces, ya disfrutan de este avance los niños y a partir de ahora se incorporarán de manera paulatina el resto de los pacientes adultos.

La Junta invierte tres millones de euros diarios en la sanidad y educación públicas en Almería. Con todas sus posibilidades de mejora, porque siempre las hay, la sanidad pública es la verdadera joya de la corona de Andalucía. Los 40 años de socialismo en Andalucía que tanto irritan a algunos son los que han hecho posible que este sistema sanitario esté ahí, para atender a los ciudadanos cuando más lo necesitan.

Dejar respuesta