Roquetas llena la parroquia del Rosario para despedir a Gabriel Cara

0
2
Comitiva fúnebre desde la parroquia hasta el cementerio

La parroquia de Nuestra Señora del Rosario se quedó pequeña para albergar a todas las personas que quisieron brindar su último adiós al insigne historiador Gabriel Cara, fallecido a los 88 años, tras una larga e intensa vida dedicada al estudio de la sociedad roquetera desde sus orígenes. No faltó la presencia del alcalde de Roquetas, Gabriel Amat, o del de Vícar, Antonio Bonilla, así como miembros de las corporaciones locales, familiares, estudiantes, amigos… El cortejo fúnebre iba repleto de coronas del ayuntamiento, la AMPA del CEIP Gabriel Cara, el Colegio Gabriel Cara, la asociación deportiva Gabriel Cara, como muestra del reconocimiento de la ciudad a su inmensa labor en favor de la sociedad.

Fachada de su exposición de interpretación de la historia de Roquetas de Mar

El mítico museo que dirigía desde hace años y donde se exhibía una magnífica maqueta de la ciudad así como vestigios de la historia local, permanecía cerrado por luto. Como ofició el párroco “será extraño no ver a Gabriel por la plaza con su bastón dando las buenas tardes a todo el mundo, porque éso hacía él, unir a todos. Ahora estará viendo su maqueta desde el cielo”. Miles de personas tenían visita obligada en su peculiar museo para recibir sus explicaciones sobre la historia de la ciudad diariamente. Su hijo, Jorge Cara, ex secretario general del PSOE de Roquetas de Mar, candidato en su día a la alcaldía de la ciudad, ex delegado de Educación de la Junta de Andalucía y anterior alto cargo urbanístico del gobierno andaluz en Sevilla, abría la comitiva que se dirigió a pie hasta el cementerio de Roquetas como es tradicional en el municipio, donde recibió cristiana sepultura y descanso eterno.

Cerrado por luto su mítico museo que tantas visitas de turistas y nativos recibió, y en el que pasaba miles de horas de estudio, donde albergaba valiosas piezas únicas de la historia local

lagacetadealmeria.es recoge las palabras de quien bien conocieron al maestro.

  • El investigador Lorenzo Cara Barrionuevo:

“Afable, colaborativo, comprometido con el patrimonio, ha sido el verdadero constructor de la historia de Roquetas. A partir de trabajo paciente y de su “museo”, colección de curiosidades locales recopiladas en una vida en la que ha sido referente para cualquier acercamiento al pasado de la población. Como su meticuloso e ímprobo trabajo guardado en las fichas de su archivo. Como la maqueta de aquel pueblo blanco y litoral de los años Cincuenta que aún preside la sala principal donde gustaba explicar a los visitantes y recordar con mil anécdotas el paso a una ciudad.

Gabriel fue autor de varios libros de historia roquetera, entre ellos ‘Roquetas de Mar, 400 años de historia’ (2004) y ‘Apeo de la Taha de Félix’ (2015), ambos con su hijo y este último mucho más que la habitual trascripción del documento. Con Ignacio Jiménez Carrasco publicó ‘De la Mar’ a finales de 2016, el primer volumen de una historia biográfica se sagas roqueteras y comarcales ligadas al mar.

Con Gabriel compartí muchas cosas. También un común interés por un fascinante personaje, al que la historia y las municipalidades (sobre todo de Roquetas) no han hecho justicia, por supuesto cada uno subrayando una vertiente (‘Vida y obra de D. Miguel Ruiz de Villanueva en su pueblo natal de Roquetas’, 2003).

Mi primer recuerdo de Gabriel se pierde en el tiempo: fue el de un teléfono de baquelita negro. Llamaba a mi padre para interesarse por la genealogía del apellido. Era finales de los años Setenta.

Aunque siempre fue una persona inquieta y curiosa, su acercamiento a la historia desde la genealogía fue relativamente tardío… pero cierto. Lo recordaba en el homenaje que le tributó Posidonia (al que se sumó los Amigos de la Alcazaba) hace menos de un año. Para mi sorpresa, algo pude intervenir en este interés: durante las visitas y reconocimientos arqueológicos y archivísticos que dieron lugar primero a una memoria del IEA (1985) y luego a un libro de historia y arqueología de Roquetas (1990) Gabriel quedó seducido. Para todos, esta fue una aventura personal, formativa, de encuentro.

Gabriel, me gustaría pensar que tus ilusiones, compromisos y proyectos permanecerán mejorando tu pueblo. Que como todo buen Patrimonio son y serán más que añoranza más que recuerdo.

Descansa En Paz y que la tierra te sea leve.”

  • Asociación de Amigos de la Alcazaba

“Se nos fue Gabriel Cara, pero nos deja un inmenso legado y un gran ejemplo de generosidad, compromiso, trabajo y entrega. Ha muerto nuestro querido amigo Gabriel Cara González. Cuando hace 4 años Amigos de la Alcazaba le entregó su “Premio Alcazaba” le mostramos nuestro agradecimiento y reconocimiento por toda una vida consagrada a la investigación, conservación y difusión del Patrimonio Cultural de Roquetas de Mar y del patrimonio almeriense en general. Fundador y conservador del Museo Etnográfico de la localidad que le vio nacer, y ejemplo de generosidad, compromiso, trabajo y entrega. Él que consagró su vida a la historia de Roquetas de Mar, ya es historia. Descanse en Paz. Nunca lo olvidaremos”.

Dejar respuesta