Más de 104.000 docentes, de los cuales 10.200 son de la provincia de Almería, están llamados mañana a las urnas para las elecciones sindicales en las que CSIF-A esperar repetir como primera fuerza en la educación pública andaluza

0

CSIF, primer sindicato de la enseñanza pública andaluza, reclamará una batería de medidas importantes para mejorar la educación en Andalucía, así como una defensa de la educación pública andaluza, con la gratuidad y la universalidad como señas de identidad, al nuevo gobierno que se forme en la Comunidad tras las elecciones al Parlamento de Andalucía celebradas ayer.

Después de conocerse los resultados de las elecciones autonómicas, el sector de Educación de CSIF sigue reclamando a todos los partidos políticos medidas concretas para mejorar la enseñanza pública en Andalucía y, nada más conformarse el nuevo Parlamento emanado de las urnas, presentará una serie de propuestas que tendrán como objetivos básicos y fundamentales la potenciación y mejora del sistema educativo público; así como medidas para la dignificación de la profesión docente.

Entre las propuestas estarán la aprobación de una Ley de Financiación para la Educación en Andalucía, prioritaria para poder poner en marcha otras medidas; la bajada de ratios generalizada y una normativa que garantice la cobertura de todas las bajas en un tiempo mínimo y unas plantillas acordes con la realidad del sistema educativo, así como una apuesta decidida por la Formación Profesional modernizando las instalaciones de los centros, proporcionando al profesorado una formación puntera y realizando una oferta educativa que atienda las demandas reales.

Precisamente, mañana están llamados los más de 10.200 docentes en la provincia de Almería, a las urnas para elegir a sus 41 representantes sindicales en unas elecciones que se celebrarán en 63 mesas electorales repartidas por la provincia. A pesar de que estos comicios sindicales no han tenido el protagonismo que se merece el profesorado, por la coincidencia temporal con las elecciones al Parlamento de Andalucía, desde el sector de Educación de CSIF se muestran “convencidos de que es el momento ideal para que los docentes andaluces fortalezcamos con nuestro voto la profesión. Hemos avanzado en logros profesionales en estos últimos años, pero todavía estamos lejos de un verdadero reconocimiento de la profesión docente en proporción al servicio fundamental e imprescindible que éstos prestan a la sociedad”.

Para CSIF este reconocimiento pasa “por la aprobación de un estatuto docente, de una carrera profesional de verdad, porque los claustros recuperen el protagonismo que les corresponde, porque el profesorado sea respetado por la comunidad educativa y pueda ejercer su trabajo en óptimas condiciones, en liberarlo de la burocracia que está limitando que dar clase sea lo importante”. Por todo ello, en el sindicato entienden que “mañana debe ser un punto de inflexión para que todas las administraciones, la clase política y la ciudadanía se den cuenta de que el profesorado es la piedra angular del sistema educativo y valoren y dignifiquen la profesión docente como se merece”.

Como se recordará, en 2014, CSIF Andalucía fue la fuerza más votada en las elecciones sindicales del sector de Educación, logrando 95 delegados y un 26,7% de representatividad y consolidándose de nuevo como el primer sindicato de la enseñanza pública andaluza tras ganar también las elecciones de 2010. Hace cuatro años, CSIF-A mejoró en cuatro delegados los resultados de 2010, obteniendo 33 delegados más que Ustea; 38 más que Anpe; 40 más que CCOO; 61 más que UGT; 71 más que CGT y 75 más que Apia.

Dejar respuesta