Mari Carmen Crespo afirma que mientras Mariano Rajoy baja los impuestos, Susana Díaz hace oídos sordos a las protestas por el Impuesto de Sucesiones

0

La portavoz del PP-A en el Parlamento, Carmen Crespo, ha afirmado hoy que mientras que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, baja los impuestos a los españoles, tras el acuerdo al que han llegado PP y Ciudadanos, la presidenta de la Junta, Susana Díaz, se dedica a hacer oídos sordos a las protestas que se están produciendo en las provincias andaluzas, incluida Almería, por el Impuesto de Sucesiones, y mantiene en Andalucía el nivel de presión fiscal más alto de España.

 

Crespo señala que el Impuesto de Sucesiones es un impuesto “injusto” que ya ha obligado a cientos de familias en nuestra comunidad a renunciar a su herencia, sin embargo, Susana Díaz no cede en su empeño de mantenerlo sin bonificar, cuando debería tomar ejemplo de lo que se ha hecho ya en otras comunidades, y de lo que está haciendo el Gobierno de España.

En este sentido, la portavoz popular señala que es una “buena noticia” que los trabajadores que ganen menos de 14.000 euros al año vayan a quedar exentos de pagar el IRPF como así ha anunciado el Gobierno de España, y los que ganen menos de 17.500 euros se verán beneficiados.

 

“Con medidas como estas, el Gobierno de Mariano Rajoy demuestra su sensibilidad hacia los más vulnerables y su plena disposición al diálogo con otras fuerzas políticas cuando se trata de alcanzar acuerdos que benefician a los ciudadanos que lo han pasado peor durante la crisis”, señala.

 

Carmen Crespo afirma que lo que está haciendo el Gobierno del PP es también una demostración de la recuperación económica ya que “con la rebaja de las cifras de empleo y el crecimiento del PIB es posible esta rebaja fiscal de 2.000 millones de euros”.

 

La portavoz popular pide por último a la presidenta andaluza que bonifique el Impuesto de Sucesiones y Donaciones al 99%, como así se lo están pidiendo los ciudadanos, porque “los andaluces somos los españoles que más impuestos pagamos, lo que genera pobreza, paro y éxodo fiscal de contribuyentes que se censan en otras comunidades con menos impuestos”.

Mientras, Susana Díaz mantiene en Andalucía el nivel de presión fiscal más alto de España.

“El PP va a seguir dando la batalla por la práctica eliminación de este impuesto, porque es una injusticia y un agravio hacia los andaluces y almerienses. Y si finalmente Susana Díaz no cede, será el presidente del PP-A, Juanma Moreno, el que lo bonifique al 99% cuando sea presidente de la Junta de Andalucía”, ha concluido.

Dejar respuesta