La Guardia Civil auxilia a dos personas que se encontraban en el interior de un vehículo a punto de volcar por un talud en Serón

0
352
 Los agentes son alertados por el Centro Operativo de Comunicaciones de la Guardia Civil (C. O. C. – 062).
 Los agentes son alertados por el Centro Operativo de Comunicaciones de la Guardia Civil (C. O. C. – 062).

La Guardia Civil de Almería en una actuación reciente durante el desempeño de sus funciones de seguridad ciudadana, ha auxiliado a dos personas que se encontraban en el interior de un vehículo a punto de caer por un precipicio en Serón.

Los agentes de la  Guardia Civil de Almería reciben aviso a través del Centro Operativo de Comunicaciones (C. O. C. – 062), de la existencia de un vehículo que parece que va a caer por un pronunciado talud en la zona conocida como el “Marchal del Corral”, término municipal de Serón (Almería).

 

Los agentes de la Guardia Civil se trasladan con rapidez al lugar y observan cómo un vehículo ocupado por dos personas se encuentra al borde del desnivel con una rueda delantera y la contraria trasera elevadas

 

Del mismo modo comprueban como varios testigos han atado el turismo con una cuerda a un árbol ante el riesgo de vuelco del vehículo por el desnivel.

 

Los agentes de la Guardia Civil realizan un reconocimiento del terreno verificando que cualquier movimiento puede provocar el vuelco del turismo, iniciando una maniobra para rescatar a las personas del interior de la forma más segura. 

 

 

Los agentes proceden a mejorar el modo de anclaje del vehículo para asegurarlo por completo y tras dar instrucciones al conductor y acompañante a través de la ventanilla, así como a tranquilizarles debido al estado de nerviosismo y ansiedad en el que se encuentran, comienzan la operación para situarlos fuera del vehículo.

 

Con la ayuda de las personas que se encuentran en el lugar, los agentes van basculando el vehículo hasta equilibrarlo, momento en que uno de ellos se introduce en el mismo y libera los cinturones de seguridad.

 

Ante el bloqueo que sufren los ocupantes del vehículo, el agente tira de ellos hacia el exterior consiguiendo ponerlos a salvo en la calzada. 

 

Tras el rescate de los ocupantes se procede, con ayuda del servicio de grúa, a la recuperación del vehículo, no sufriendo los ocupantes lesión alguna ni  siendo necesaria asistencia médica.

 

Una vez rescatados, las dos personas dan las gracias encarecidamente  a la actuación de los Agentes de la Guardia Civil.

Dejar respuesta