La delegada de Educación ha inaugurado hoy la nueva sala y el nuevo módulo de aprendizaje

0

Ganas de aprender y mucho esfuerzo. Ese es el denominador común de todos los alumnos del Aula de Educación Permanente de Adultos de la Asociación de personas con Discapacidad Verdiblanca, que funciona a través de un convenio desde hace más de 25 años con la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía. Desde su puesta en marcha ha crecido el número de usuarios y también sus inquietudes, por lo que la entidad ha decidido ampliar el espacio dedicado a la formación tanto formal como no formal y también la oferta de cursos a disposición de alumnado con necesidades educativas especiales.

Hoy, con el objetivo de conocer de primera mano el funcionamiento de este aula e inaugurar el nuevo módulo formativo, denominado Plan de Fomento e Integración de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), ha visitado las instalaciones del centro la delegada territorial de la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía en Almería, Francisca Fernández Ortega, quien se ha mostrado muy satisfecha con el trabajo que se realiza desde este centro y ha valorado muy positivamente el esfuerzo de Verdiblanca para atender las necesidades de cualquier persona con discapacidad. “El trabajo conjunto de Verdiblanca y el Centro de Educación Permanente está dando muy buenos resultados, tanto a nivel de satisfacción del alumnado como de sus familias. Con esta dotación de ordenadores y las dos maestras que tenemos en este centro mejoramos, indudablemente, las oportunidades de aprendizaje de los usuarios”, ha señalado la delegada, que ha calificado de “matrícula de honor” la entrega de la entidad con la “mejora continua de espacios” y “el trato que dispensan a diario a alumnado y profesorado”.

Por su parte, el presidente de Verdiblanca, Antonio Sánchez de Amo, ha aprovechado la visita de la delegada de Educación para trasladarle algunas peticiones para mejorar la calidad de la enseñanza que se imparte en esta Escuela de Adultos y otras reivindicaciones del colectivo en materia educativa como la exención de tasas en la Escuela Oficial de Idiomas, al igual que otros grupos desfavorecidos, o la implantación de formación a alumnado con necesidades especiales en los conservatorios de música y danza. Igualmente le ha dado a conocer los detalles del proyecto cuyo acrónimo es Code-n-Social, cofinanciado por el programa Erasmus+ de la Unión Europea dentro de las acciones estratégicas de innovación.

 

Objetivo: mayor autonomía La finalidad del Aula de Adultos de Verdiblanca, perteneciente a la Sección de Educación Permanente Azorín e integrada en el Centro de Educación Permanente 500 Viviendas, es atender la demanda formativa de las personas con discapacidad con el objetivo de que estas adquieran las mayores habilidades y estrategias para mejorar su autonomía en la vida diaria. En el caso concreto del nuevo módulo formativo, el alumnado aprende a hacer un buen uso de las nuevas tecnologías y a implementarlas en su día a día. “De los 25 alumnos que están matriculados, actualmente tenemos en clase a más de una decena de alumnos a los que estamos enseñando a utilizar los ordenadores y teléfonos móviles para su uso propio y también de cara a su posible incorporación al mundo laboral”, señala Julia Simón, profesora del Plan de Fomento e Integración de las TIC.

El Aula ofrece formación básica o formal así como materias de planes no formales: inglés, preparación para la prueba libre para graduados, español para extranjeros, acceso a la Universidad, hábitos de vida saludable o, desde este mes de enero, formación en TIC, en horario matinal de lunes a viernes.

Su funcionamiento es el propio de cualquier centro con un alumnado diverso, con motivaciones y niveles distintos, que aprenden a su ritmo en grupos reducidos.

Dejar respuesta