La delegada del Gobierno de la Junta considera un castigo para Almería los PGE 2017

0

La delegada de Gobierno de la Junta de Andalucía, Gracia Fernández, ha valorado esta mañana en rueda de prensa como “un castigo para la provincia de Almería los presupuestos de 2017 presentados esta semana por el Gobierno central, ya que no apuestan por el empleo, dan la espalda a la ciudadanía y fían el aumento de la recaudación a la presión sobre los trabajadores, la clase media y las pequeñas y mediana empresas, justo todo lo contrario que los presupuestos del Gobierno andaluz”.

 

Durante su comparecencia, Fernández ha puesto el foco en el gasto social, porque “a pesar de que dicen son los presupuestos más sociales, el gasto social sólo representa el 41,3% del PIB, lo que significa 50.000 millones de euros menos en  políticas sociales que en 2011, que fue del 45%”.

 

En cuanto al empleo, Gracia Fernández ha vuelto a recordar que un año más no figura un Plan de Empelo para Andalucía, por lo que ha pedido a Juan Manuel Moreno que exija un plan específico de empleo como se ha hecho en otras comunidades.

 

La delegada del Gobierno no entiende que para el Gobierno central el tema de la violencia machista no sea una prioridad, ya que no se destina  ningún presupuesto para cumplir los compromisos del convenio ratificado con Europa en 2014, que exige aprobar nuevas medidas de prevención de la violencia de género. “La Junta ha sido la primera Comunidad en pedir el Pacto de Estado contra la violencia machista que se está trabajando en comisión en el Congreso, sin embargo, los presupuestos generales no contemplan ninguna partida para dicho Pacto”, ha recordado la delegada.

 

Andalucía

 

Gracia Fernández ha explicado que Andalucía es la Comunidad donde más bajan las inversiones del Estado , “precisamente en una tierra donde se hace necesario impulsar a la economía con nuevas inversiones y recuperar derechos perdidos, frente a las políticas de austeridad que nos impone el Gobierno central con estos presupuestos, lo que constata el agravio del Gobierno a nuestra Comunidad por gobernar con otro color político”. A modo ejemplo, en Andalucía se pierde un 36% de la inversión real respecto a 2016, “668 millones menos de lo que había en el papel”,  ha puntualizado la representante del Gobierno andaluz. Además, de los 1.157 millones destinados a Andalucía, según las cuentas ofrecidas por el Gobierno, sólo representan el 13,5% de la inversión del Estado, “ muy lejos de nuestro peso poblacional que es del 18% y el que establece nuestro Estatuto”, subraya Fernández.

 

Almería

Según la información ofrecida por el Gobierno central, los presupuestos generales  para nuestra provincia reflejan una inversión total de 54,8 millones de euros, lo que supone un descenso del 72,3% con respecto a 2016. Gracia Fernández ha mostrado su malestar ante “este abandono del Gobierno a nuestra provincia”  recordando que en inversiones reales, la cifra de 35,9 millones de euros, 78,2 euros por habitante, “sitúa a Almería como la penúltima provincia a nivel nacional en inversión por habitante, pasando del puesto 21 el año pasado al 51 este año, frente a los 1.586,2 euros de inversión per capita en Ourense y la inversión de sólo 15 millones de euros de los 200 millones presupuestos para 2016”.

Para la delegada del Gobierno nada de lo dicho puede justificarse con un “perdón” o un “lo siento, hemos mentido”. Tal y como señala Fernández, existen inversiones de vital importancia para el desarrollo económico de esta provincia que siguen sin estar contempladas, como es el caso de las infraestructuras, el AVE, electrificación  de los tramos o el intercambiador de ancho de vía en Granada o el minisoterramiento de El Puche. En ese sentido, la delegada ha explicado que sólo 2 millones de euros irán destinados al AVE entre Almería y Murcia, “ni 400, ni 100 como han venido diciéndonos durante todo un año los parlamentarios del PP, lo que viene a dejar bien claro que lo no contemplado sólo es imputable al Gobierno nacional y no a las tortugas”.

 

En materia hídrica, la delegada ha puesto la atención en la desaparición en los presupuestos de la ETAP del Bajo Almanzora y la Balsa del Sapo, como tampoco aparece ni un solo euro a los encauzamientos del Río Antas y Adra, ni la ampliación de la desaladora de Carboneras para poder llevar agua al Campo de Tabernas y tan solo para la de Palomares 5 millones de euros, 17 millones menos que en 2016.

Para Gracia Fernández, que ha reiterado la nula preocupación del Gobierno central por esta provincia, ha animado a sus representantes en nuestra Comunidad a que tomen nota del “esfuerzo inversor de la Junta de Andalucía  por el mantenimiento de los servicios públicos, servicios sanitarios, dependencia, educación, servicios sociales, planes de empleo,   muchos de ellos a pulmón, o que se atrevan a presentar una enmienda a la totalidad de los presupuestos de 2017”.

Dejar respuesta