El Grupo Socialista alerta de que Podemos prefiere la demagogia y la crispación a trabajar en el Parlamento

0

El Grupo Parlamentario Socialista ha criticado que Podemos y su responsable regional, Teresa Rodríguez, prefieren alimentar la demagogia, generar crispación en la ciudadanía y tratar de cuestionar la labor democrática en las instituciones en vez de trabajar de verdad para los andaluces y andaluzas desde la Cámara autonómica.

 

Desde el Grupo Socialista se insiste en que la decisión adoptada por la Mesa del Parlamento sobre la subida salarial, sin el voto contrario de ninguno de sus integrantes, se adopta en cumplimiento del Presupuesto de la Cámara de 2017, aprobado en octubre de 2016 y que contempla una partida en aplicación de la subida salarial del 1% para todo el personal de la institución de la Cámara autonómica. Este incremento se adopta en función de la previsión de subida del IPC prevista por el Gobierno de España y confirmada ahora, para su aplicación al alza en las retribuciones de personal de todas las administraciones públicas del país.

 

Insiste el Grupo del PSOE en que el Parlamento de Andalucía no es la primera institución que acuerda la subida salarial establecida por el Gobierno de España y, de hecho, el Congreso y el Senado lo hicieron en su momento sin más polémicas. Para los socialistas, será significativo comprobar qué hace Podemos Andalucía en las administraciones públicas que gobierna, si pondrá en duda el incremento salarial a las plantillas públicas que tiene que gestionar, igual que hace Teresa Rodríguez con la Cámara autonómica.

 

Para el Grupo Socialista, es lamentable la actitud de la dirigente regional de Podemos y de su formación política, que manipulan de manera irresponsable el cumplimiento de las normas y los acuerdos para cuestionar constantemente ante la opinión pública la labor de los diputados y diputadas.

 

Desde el PSOE se recuerda que los propios parlamentarios de Podemos tienen en su mano aceptar o renunciar a sus retribuciones de la Cámara, en función de si optan por la dedicación exclusiva o no a su actividad de representación pública, que es algo absolutamente voluntario.

 

En este sentido, el Grupo Socialista incide en que Teresa Rodríguez podría mantener si lo desea su trabajo como profesora con su salario y renunciar a su retribución parlamentaria; y tendría toda la cobertura legal para asistir a las sesiones plenarias y al resto de actividad que requiere su labor en la Cámara autonómica. En cambio, según se recalca desde el PSOE, opta por su actividad y sus retribuciones parlamentarias, a pesar de sus constantes críticas a esas propias retribuciones, que responden a una estrategia absurda de embarullar y enfangar la vida pública de manera sistemática.

 

Para el Grupo Parlamentario Socialista, es inaceptable que Podemos se dedique a lanzar ataques y a inventar polémicas artificiales sobre las retribuciones de las y los parlamentarios, en su práctica habitual de ensombrecer el trabajo de los responsables políticos y públicos desde la hipocresía más absoluta, ya que la propia Teresa Rodríguez cobra por una tarea, la de portavoz de su grupo parlamentario, que no ha desempeñado desde hace muchas semanas en la Junta de Portavoces.

Dejar respuesta