Gira andaluza de Unión Rugby Almería como muestra del largo recorrido de su proyecto de valores

0

Miguel Palanca fija los objetivos prioritarios del club en seguir con el crecimiento tras haber dado un paso más este fin de semana, en el que compitieron todos sus equipos desde los Sub-6 en adelante.

 

El presidente unionista espera un punto de inflexión en la marcha del primer equipo de URA en División de Honor B recordando que ni hubo obsesión por ascender ni la va a haber por la permanencia.

 

Jaén, Málaga, Cádiz y Madrid han sido los lugares en los que ha habido sello URA en solo dos días, pero además llama la atención el hecho de que se haya llevado a cabo una demostración de poderío por el número de equipos y niños y niñas movilizados. Ahí reside realmente lo que Miguel Palanca y la directiva de Unión Rugby Almería quieren, por encima incluso de contar con un equipo en la élite: “Si hace dos años cuando ascendimos la estructura era pequeña para estar en División de Honor B, hoy en día va creciendo y vamos haciendo muchas cosas”. Buena muestra de ello es lo que se logró escenificar este fin de semana con su patrimonio humano.

 

No se trata de un aviso a navegantes, sino de una realidad que puede suceder: “Los jugadores no pueden estancarse, y yo se lo digo a ellos, que la estructura del club les está sobrepasando ya”. No duda el presidente de la relevancia que tiene para el Proyecto URA el primer equipo sobre todo “en términos de que da mucha visibilidad mediática”, pero recuerda que “no hubo obsesión por ascender y no la hay por mantenerse tampoco”. En ese sentido, recuerda que existe más fondo: “Nosotros tenemos un proyecto de largo recorrido que busca lo que ya hicimos ese fin de semana, un autobús lleno de niños desde los cuatro  años camino de Jaén”.

 

La distribución de equipos de Unión Rugby Almería se produjo con los Sub-6, Sub-8, Sub-10 y Sub-12 en Jaén ante los conjuntos locales, los de Universidad de Granada y los de CR El Padul: “Fue una experiencia inolvidable, sobre todo para los que tuvieron su ‘bautismo’ de competición con su primer partido, en el fantástico campo de Las Lagunillas de la capital jienense”. Palanca destacó “el gran ambiente durante toda la mañana del sábado y la cara de ilusión de nuestros pequeños”. El mismo día otra expedición de URA viajó al Campo de la Universidad de Málaga, las formaciones Sub-16 y Sub-18, en su caso para medirse a la potente cantera del CR Málaga.

Ellos serán los próximos jugadores del primer equipo cruzado, ya que se sigue con la filosofía canterana: “Un 80% de la plantilla es almeriense, y sobre las bases, nunca mejor dicho, se seguirá construyendo el club dentro de un gran proyecto que pretende construir España, educar en valores, inculcar respeto y educación”. Por ello, Palanca admite que están “encantados con la gestión del primer equipo, que es el que da mayor repercusión, sin duda, manejando bien la categoría”, pero a la vez insiste en que “el futuro y el proyecto en si es mucho más grande que eso”.

En todo caso, el mandatario está seguro de que ante Trocadero de Marbella, próximo rival y precisamente derbi andaluz en División de Honor B, será “un punto de inflexión” en la marcha de los cruzados: “Está costando arrancar, ha habido incorporaciones importantes de jugadores de fuera y entendemos que en este partido ya debe haber un cambio”. Sabiendo que “la preparación física es la correcta”, lo que les pide a los jugadores es rotundo: “En este deporte gana el que más ganas tiene, el que más compromiso asume, el que más usa y fomenta los valores del rugby, esfuerzo, sacrificio… que no falte la actitud, y si luego somos peores tendremos que perder, pero que no falte compromiso”.

 

Sabe que este domingo será complicado, ya que “Marbella es recién ascendido pero viene muy fuerte porque está haciendo las cosas muy bien”. Del rival le gusta que “tiene una de las mejores canteras de España”, y asume que “será dificilísimo”, pero tiene un arma que ya no es tan secreta: “Tenemos una de las mejores gradas de España en esta categoría, nos felicitan todos los equipos por ella, porque es competente, se limita a animar a su equipo con respeto al rival, incluso aplaudiendo las buenas jugadas de los otros, nadie insulta a nadie y es un ambiente festivo se gane o se pierda”. No duda de que una vez más “empujará a URA hasta el final”, con entrada gratuita.

 

Será en el Emilio Campra a la espera de poder jugar partidos oficiales en el Juan Rojas, en donde ya se respira rugby: ”Estamos encantados, se entrena allí con niños desde los 6 a los 12 años, el femenino, el universitario, que es nuevo, los veteranos, el primer equipo, y lo más bonito que tenemos, que es el ‘URA Clan’, un proyecto de rugby incluso con niños con neurodiversidad, sin olvidarnos que allí hacemos rugby bilingüe”. Está claro que “no está en las mejores condiciones por la falta de uso”, pero para primavera estará cambiado: “Tenemos el compromiso del Ayuntamiento, que no ha fallado hasta ahora”.

Dejar respuesta