Fernando Martínez afirma que “si queremos unas pensiones dignas, tenemos que luchar por unos salarios dignos”

0

“Si queremos unas pensiones dignas, tenemos que luchar por unos salarios dignos”, ha afirmado el secretario general de la Comisión Ejecutiva Municipal del PSOE de Almería, Fernando Martínez, en la primera de las “asambleas abiertas” que la formación política en la capital llevará a cabo por todos los barrios de la ciudad, que ha tenido lugar en la sede de la asociación de vecinos La Palmera de Los Ángeles.

Los socialistas abogan por mejorar las condiciones laborales y crear un impuesto a la banca y otro a las transacciones internacionales.

En su intervención, el responsable socialista ha abogado por mejorar las condiciones laborales y crear un impuesto a la banca y otro para las transacciones de las empresas de la economía global, “como instrumentos para salvar la amenaza que el Partido Popular ha generado en torno al futuro de las pensiones, la importante pérdida de poder adquisitivo de los jubilados de hoy en día y la desesperanza de los jóvenes, pues lo que más les preocupa es la precariedad laboral en la que se desenvuelven actualmente”.

Martínez ha recordado cómo, en 1995, con el Pacto de Toledo, “se estableció un mecanismo de defensa de la Seguridad Social, basado en la contribución y la solidaridad, en el diálogo político y en una estructura financiera de contribuciones, junto con las aportaciones de los Presupuestos Generales del Estado, gracias al cual, a los diez años, el fondo de las pensiones tenía 66.000 millones”. “La única amenaza para el sistema se dibujaba en el horizonte de  2023, con la jubilación de la generación del baby boom y el aumento de la esperanza de vida, pero llegó la crisis y se produjo una caída espectacular del empleo y de las cotizaciones, sobre todo entre los años 2012 y 2015, cuando el PP gobierna y aplica políticas de devaluación del mercado laboral”, ha señalado.

Paradoja

Fernando Martínez se ha referido también a la paradoja producida a partir de  2015, cuando se observa que empieza a repuntar el empleo pero, al mismo tiempo, se produce una reducción de las cotizaciones a la Seguridad Social, hecho que, a su juicio, se justifica en “la degración laboral que genera el PP y que lleva a que haya más cotizantes, pero que no se cubran las pensiones”.

“Como vemos, no es solo por el desempleo, también la precarización laboral, la supresión del subsidio de desempleo para mayores de 45 años o de las prestaciones para los cuidadores de personas en situación de dependencia tienen que ver en este descenso de las cotizaciones a la Seguridad Social”, ha indicado. Según Fernando Martínez, “se está saliendo de la crisis a base de que paguen los trabajadores y las capas medias”, pues “en 2011 había 17.400.000 personas de alta en la Seguridad Social, que cotizaban 109.000 millones de euros, y en cambio en la actualidad, con 17.700.000 cotizantes, las aportaciones no alcanzan ni a 107.000 millones de euros, con lo que hablamos de un déficit no puntual, sino estructural”.

Propuestas de sostenibilidad

En opinión del secretario de los socialistas de la capital las propuestas de PP y PSOE para garantizar las pensiones son totalmente distintas. “El PP plantea un recorte de pensiones y lo está haciendo, revalorizándolas sólo el 0,25%, con lo que los pensionistas han perdido un 17% de poder adquisitivo, en un modelo de pensiones menguante en función de la esperanza de vida y fomentando el fondo de pensiones privado, al que abocan a los ciudadanos, ante la incapacidad del sistema público de garantizar las percepciones”, ha señalado.

En este sentido, ha confrontado las propuestas del PSOE para mantener el sistema público, gestionar la subida en función de la inflación y derogar toda la legislación desde 2011 a 2015 que ha amenazado las pensiones, “ante la evidencia de que el PP ha resuelto los problemas del día a día echando mano al fondo de pensiones y que lo que se tenía preparado para el año 2023 prácticamente ha desaparecido”.

Según Fernando Martínez, el PSOE plantea, que los costes de gestión de la Seguridad Social se financien con cargo a los Presupuestos Generales del Estado, y que  se aplique una política de rentas para que la media de cotizaciones se eleve, incrementado los ingresos, habida cuenta de que “sólo está saliendo de la crisis la gente que más tiene”.

Además, ha abogado por establecer un impuesto a la banca de 800 millones de euros, recordando que “fue la burbuja financiera la que provocó la crisis mundial” y que, de los 77.000 millones que se le dieron para salvar la situación, sólo 14.000 de ellos van a revertir al Estado”. “Ahora la banca está en mejor situación” -ha indicado- “¿por qué no pedirle solidaridad, cuando se trata de un problema de justicia?”.

Por último ha propuesto la creación de un impuesto sobre las transacciones financieras de las empresas beneficiarias de la globalización, por valor de 800 millones, similar al que puso en práctica David Cameron en Reino Unido y al que se ha implantado también en Francia. A su juicio, “el sistema público de pensiones puede ser sostenible, dar suficiencia a los ahora jubilados y garantizar las prestaciones a los que lleguen a estar hasta el año 2050”.

Almería

Según los datos que ha hecho públicos, la pensión media en la provincia de Almería es de 750 euros, “412 euros menos que la que percibe un jubilado de Vicaya”. El gasto en pensiones en Almería es de más de 77 millones de euros al mes, con un crecimiento a razón de 1.170 pensionistas al año. Hay 9.095 perceptores de pensiones por incapacidad total, que cobran 838,9 euros al mes; del Régimen General, 60.881 pensionistas, con 862,45 euros al mes; por viudedad hay 27.947 perceptores, con 556 euros al mes; de orfandad 5.062, con una percepción mensual de 332,57 euros, y 432 pensiones a favor de las familias por importe de 493,63 euros. En total, hay 103.417 pensionistas que cobran de media 750,14 euros al mes.

Por su parte, el presidente de la Comisión Ejecutiva Provincial del PSOE, Juan Callejón, ha asegurado que “las cotizaciones aumentarían, si los sueldos fueran dignos”, algo que, a su juicio, el PP se ha encargado de eliminar con la última reforma laboral, quitando la capacidad de negociación a los sindicatos en las empresas de menos de 50 trabajadores, que representan el 80% del mercado laboral. “Los salarios son bajos porque los sindicatos ya no tienen fuerza para negociar los convenios colectivos”, ha manifestado, al tiempo que ha recordado que “la protesta que más duele a los políticos se hace en las urnas”.

Finalmente, la vicesecretaria general de Coordinación Territorial de la Ejecutiva Municipal del PSOE, Lidia Compadre, ha denunciado cómo las políticas de la derecha “perjudican especialmente a las mujeres, también en lo que respecta a las pensiones, pues no es casualidad que las percepciones más bajas se correspondan con las de viudedad y orfandad”.

Almería, 2 de febrero de 2018

Bruma Autor
Sorry! The Author has not filled his profile.

Dejar respuesta