Andalucía pide al Gobierno que asuma el Impuesto de Sucesiones y Junta lamenta la alarma social generada y critica al Ejecutivo central por no haber retirado un tributo que le pertenece y que cedió sin armonización a las comunidades

0
Andalucía pide al Gobierno que asuma el Impuesto de Sucesiones y compense a las autonomías con financiación para sostener servicios públicos fundamentales
La Junta lamenta la alarma social generada y critica al Ejecutivo central por no haber retirado un tributo que le pertenece y que cedió sin armonización a las comunidades

La Junta de Andalucía ha solicitado al Gobierno central que asuma el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, de competencia estatal pero cedido a las comunidades autónomas, y que compense a las regiones con la financiación necesaria para el sostenimiento de los servicios públicos fundamentales. Así se lo ha trasladado la consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, al ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montero, en cumplimiento de lo acordado por el Consejo de Gobierno en su reunión semanal.

El portavoz del Ejecutivo autonómico, Miguel Ángel Vázquez, ha informado sobre la citada comunicación, que surge después de la “falsa alarma social” generada por el Partido Popular en torno a un tributo que data del año 1987.

En este sentido, la “exigencia” de Montero al ministro de Hacienda pasa por que “se quede” con un tributo que ya tiene 30 años. “Es un impuesto estatal, cedido a las comunidades autónomas, y queremos que lo siga gestionando el Gobierno porque es de su competencia”, ha sintetizado Vázquez, que ha señalado que, al igual que es necesario con este impuesto, el Ejecutivo solicita una armonización fiscal general en toda España.

El portavoz ha precisado que el Impuesto de Sucesiones existe en la mayoría de los países de la Unión Europea y que se trata de un tributo progresivo. En lo que respecta a parientes directos, ha indicado que los que en Andalucía heredan hasta 250.000 euros no tienen que pagar nada por este concepto –lo que supone que solo dos de cada cien pagan- y respecto a herederos con un vínculo más lejano, la tributación es prácticamente igual en todas las comunidades autónomas.

Pese a ello, ha lamentado que el PP esté “engañando a la gente y haciendo mucho ruido” con este impuesto, por lo que la Junta ha puesto en marcha un conjunto de medidas de transparencia y refuerzo para mejorar la información de la población. Entre otros instrumentos, se ha habilitado un simulador ‘online’ para el cálculo del tributo (www.simuladorimpuestosucesiones.es), que, en solo dos días de funcionamiento, ha superado las 43.400 visitas.

Vázquez ha reclamado al Gobierno que “deje de enfrentar y asuma su responsabilidad”, toda vez que ha tenido la posibilidad de eliminar este impuesto y no lo ha hecho. Ha asegurado además que se da la paradoja de que “es un impuesto estatal y, sin embargo, el PP protesta en Andalucía”. No obstante, al abogar por que el Estado lo asuma, el portavoz ha destacado que a través del mismo llega a Andalucía dinero básico para el sostenimiento de servicios públicos fundamentales, como la sanidad, educación o servicios sociales, por lo que la compensación debería ser equivalente a la recaudación correspondiente al impuesto. Sería el Gobierno central el encargado de arbitrar la fórmula que lo hiciera posible, como la aprobación de un decreto ley.

Por último, ha manifestado que Andalucía exige medidas “contundentes” de carácter político para afrontar el problema de la infrafinanciación, dado que las actuaciones del grupo de trabajo que estudia un nuevo modelo de financiación autonómica “van demasiado lentas”.

En 2016, se produjeron en la comunidad andaluza 255.009 autoliquidaciones por Impuesto de Sucesiones, de las que solo tuvieron que ingresar 19.136, es decir, el 7,5% del total, de modo que 235.873 herederos no pagaron nada. De los que sí tuvieron que abonar, únicamente 5.426 eran descendientes directos del fallecido.

Dejar respuesta