Alejandro Lobato, clarinetista de la OCAL, gana dos concursos a nivel internacional

0

La Orquesta Ciudad de Almería (OCAL), cuyos principales patrocinadores son  Cajamar y el Ayuntamiento de Almería, sigue acumulando reconocimientos, y no solo a nivel colectivo, sino en el plano individual. Es el caso de Alejandro Lobato, clarinetista de la agrupación, que ha sido reconocido internacionalmente al quedar en primera posición en los concursos ‘The First Grand Prize Winner of the North International Music Competition’ y ‘Brilliant Talent Discovery Award International Music Competition’.

            “Todo empezó en diciembre, cuando gané el primero de estos dos concursos. Entonces, me enteré de que había otro, con sede en Singapur, y participé. Cuando salieron los resultados y vi que también había ganado no me lo podía creer”, explica Alejandro Lobato, de 22 años. El premio, en el caso de ‘The First Grand Prize Winner of the North International Music Competition’, es la oportunidad de acudir al Aurora Music Festival en Suecia para participar en una master class con el profesional que él elija. Por su parte, la organización de ‘Brilliant Talent Discovery Award Internacional Music Competition’ invitó al almeriense a tocar en el Explanade Theatre On The Bay, en Singapur, pero la apretada agenda del clarinetista y el alto coste del desplazamiento le han impedido acudir a esta cita. Aun así, Alejandro Lobato recibirá en casa su trofeo y su diploma acreditativos.

 

Vídeos de sus actuaciones “Participé en ambos concursos a través de vídeos de media hora de repertorio, aproximadamente, con dos obras de distintos estilos”, explica el miembro de la OCAL. Los resultados no pudieron ser mejores. De hecho, la organización del primero de los concursos describió al almeriense señalando, textualmente, que “Alejandro ha mostrado todas las cualidades y destrezas que nosotros asociamos con músicos excepcionales. A pesar de sus importantes habilidades musicales, ha mostrado también un profundo conocimiento en el compositor y en su instrumento”.

            Todo un éxito que Alejandro Lobato sigue asimilando. “Es una maravilla poder adquirir premios de esta importancia. Hace que todo el trabajo que hay detrás, la inversión hecha por mi familia a lo largo de estos años y el esfuerzo de quienes me rodean merezcan la pena. En el primer concurso éramos 300 participantes de 32 países diferentes, y verme ganador fue increíble. Significa que algo estoy haciendo bien”, afirma, añadiendo que “hay que seguir como hasta ahora. Soy consciente de que, en el momento en el que dejas de formarte, alguien te supera”.

 

Trayectoria Alejandro Lobato empezó a tocar el clarinete con ocho años en el Conservatorio de Almería. “Me animó mi madre, que es profesora de música. Al principio me costaba mucho actuar en público, pero gracias a la insistencia de mis padres me fui lanzando”, cuenta el almeriense. Tras ello, Alejandro Lobato entró en la Orquesta Joven de Almería (OJAL) y, a continuación, en la OCAL, a la que pertenece en la actualidad. “Estoy muy contento de ser uno más dentro de esta agrupación. Michael Thomas me dio la oportunidad de formar parte de una orquesta y de llevar a cabo mi primer concierto como solista con orquesta con 17 años”, subraya. El crecimiento de Alejandro Lobato no parece tener fin. El esfuerzo siempre recibe su recompensa.

 

Dejar respuesta