4 de diciembre: Día Nacional de Andalucía por la República

0

Ya no hay dudas ni marcha atrás, Andalucía es una Nación, y la conquista de la República ya es sólo cuestión de tiempo.

Se han terminado los tiempo del miedo, de las dudas, de la sumisión. Han sonado las campanas de la libertad del pueblo andaluz. Aún no son muchos los que logran escucharlas, pero el sonido de las mismas se extiende ya por los campos, ciudades y pueblos de Andalucía de forma imparable.

Un 4 de diciembre de 1977 los andaluces nos ganamos el derecho a decidir. Una fecha marcada con la sangre de un andaluz. Una fecha que se marcaba en el candalario con letras doradas entre las que hacen pueblo, Nación. Por ello, los que vieron el símbolo de la misma se encargaron de tapar, de ocultar la misma por lo que de libertad e independencia suponían para un pueblo grande, para una Nación indiscutible. Había que impedirlo por todos los medios, y lo consigueron. No dudaron en hacer del 28F el día de Andalucía inerte, muerto, sin sentido ni emoción que ha significado siempre, y significa hoy.

Los que nunca hemos aceptado el 28F como día nacional, siempre hemos celebrado el 4 de diciembre como tal. Nunca hemos dudado del 4 de diciembre como lo que es, el día en el que todo un pueblo salió a la calle a gritar la personalidad, identidad y dignidad que intentaban arrebatarle. Lo que de libertad e independencia suponia para un pueblo empobrecido y colonizado durante siglos. Un pueblo que no permitio se menos que ningún otro pueblo. Los andaluces decidimos ser lo que fuimos siempre, una Nación. Ese es el verdadero espíritu del 4 de diciembre. Esa su grandeza.

Hoy a poco más de un mes del proximo 4 de diciembre, los andaluces comenzamos a recuperar el pulso perdido. Comenzamos a mirar la fecha con esperanza, con lo que de ilusión tiene para el futuro de todo un pueblo. Son muchos los colectivos, movimientos sociales, agentes culturales, partidos políticos y sindicatos los que comienza a escuchar las campanas de la libertad, y al reclamo de las mismas, vuelven la mirada hacia el verdadero Día Nacional de Andalucía.

En todo este camino que comienza hay una gran piedra: los protagonismos personales y partidistas. El 4 de diciembre no pertenece a nadie, solo al pueblo andaluz. Si los partidos políticos, sindicatos o quién sea, intenta protoganizar el Día Nacional de Andalucía, volveremos a equivocarnos, y el pueblo que ahora se comienza a levantar nos volverá la cara de nuevo. Por ello es vital, determinante que, todos hagan el llamamiento a la participación ciudadana el 4 de diciembre y hacer del pueblo andaluz, el verdadero y único protagonista.

El próximo Día Nacional de Andalucía no debe tener, bajo ningún concepto, más protagonista que el mismo que hizo grande tal fecha, que no fueron otros que todas las familias andaluzas que se echaron a la calle con orgullo para alcanzar un sueño que de nuevo le robaron. No podemos por tanto volver a intentar robar un sueño. El próximo 4 de diciembre debe ser unitario sí, pero entorno a nuestro pueblo, y sin más protagonismo que el pueblo.

Dejar respuesta